Recomendaciones en cursos de formación eFormate 

lunes, 28 de agosto de 2017

Propósito del año: aprender idiomas

Todos los años, a comienzos del mismo, cada uno de nosotros nos prometemos una serie de propósitos. Hacer ejercicio, dejar de fumar o aprender inglés son sólo unos ejemplos de estas propuestas. Algunas son más fáciles de conseguir, otros al segundo día ya estamos cansados o nos crean ansiedad… Pero si te has comprometido a aprender un idioma, desde eFormate te traemos los mejores consejos para hacerlo.

Mesa de estudio con libros y ordenador

Quizá lo primero y principal es plantearse una meta. Una vez que tenemos claro nuestro objetivo, podemos planificar y programar cómo llegar a él y conseguirlo. No es lo mismo querer retomar un idioma y mejorarlo, que empezar desde cero con uno con el que jamás hemos tenido contacto. Además es importante saber de cuánto tiempo disponemos, y cuál es nuestra capacidad económica. Con todo ello, podemos pasar al siguiente punto.

El éxito sin esfuerzo es imposible de conseguir, por lo que está claro que si queremos aprender un idioma y alcanzar nuestro objetivo hay que ponerse a trabajar. Por ello, hay que ser consciente de que necesitamos plantearnos una rutina y dedicar unas horas diarias, o semanales (dependiendo nuestra disponibilidad). Por supuesto, cuanto más tiempo dediquemos, antes conseguiremos llegar a nuestra meta.

Importantísimo es ayudarnos de profesionales, es decir, de personas que se dedican a la enseñanza de idiomas. Los libros nos ayudarán a fijar contenidos, pero nada como el trato y la atención de los profesores para que solucionen nuestras dudas, además del intercambio de conocimientos y dudas con la gramática que se dan cuando hablamos con otros estudiantes.

Y por último y lo más efectivo es aprender un idioma pasando una temporada en el extranjero. De esta manera lograremos afianzar todos los conocimientos necesarios para dominar un idioma. Además de que gracias a la inmersión lingüística llegaremos a pensar en el idioma que queremos estudiar, lo que hace mucho más sencilla la comprensión y el posterior uso del lenguaje. Hay que tener en cuenta que de esta forma, no sólo se aprende un idioma durante las horas lectivas, sino que las 24 horas del día estamos adquiriendo nuevas habilidades y lo que es importante, poniéndolas en práctica. Sólo de esta manera podrás aprender inglés, por ejemplo, mientras hablas con unos amigos, lees el periódico o pides un café en una cafetería.

Ciudad de Estados Unidos

Gracias a esta técnica de aprendizaje de idiomas, conseguir dominar una lengua extranjera es fácil y accesible. Son muchas las escuelas que ofrecen a lo largo y ancho del mundo programas para aprender idiomas fuera de nuestras fronteras. Este 2013 es el año de los idiomas.

No hay comentarios:

Más opciones en cursos de formación eformate